Noticias

OBRAS DE LA 2a FASE. ESPECIAL CEVISAMA

En abril finalizaran las obras de la segunda fase del Museu del Taulell

Ya están muy avanzadas las obras de la segunda fase del Museo de Azulejo “Manolo Safont” de Onda, que está llevando a cabo la empresa Dragados SA y se espera que estén finalizadas el próximo mes de abri. Este proyecto se adjudicó por 2.176.698,77 euros, y está cofinanciado al 50% por el Ministerio de fomento y el Ayuntamiento de Onda. Este proyecto comporta una ampliación de las instalaciones útiles actuales en 2.300 m2 y le dará un impulso muy importante al edificio para que llegue a convertirse en el museo dedicado al azulejo más importante de Europa.

Las obras de esta segunda fase consisten en la construcción de un nuevo bloque solapado al ya existente con dos alturas. La parte superior, a la que se accederá desde la sala de exposiciones temporales de la planta baja (a pie de la calle), corresponde a una sala de exposiciones permanente de 800 m2. La parte inferior, en la planta sótano, se constituye en un almacén de fondos. También se contempla en esta segunda fase adecuar la planta primera de la primera fase, hasta ahora diáfana, con un salón de actos mucho más amplio que el actual, una cafetería y un restaurante con vistas al castillo y a la Serra d’Espadà. Se pretende que esta zona se dedique a la exhibición comercial, con presentaciones de marcas y productos, y sirva de punto de encuentro al servicio de la industria cerámica y azulejera.

Con la nueva sala de exposición se podrán mostrar más piezas de la colección permanente y ofrecer unos recorridos más didácticos y amenos. Al mismo tiempo, el hecho de disponer por entero de la sala de exposiciones temporales permitirá realizar y gestionar exhibiciones de cierta envergadura.

Un aspecto destacable de esta segunda fase es la adecuación del proyecto al Código Técnico de la Edificación. Dentro del mismo cabe resaltar la utilización de materiales cerámicos para la captación de energía solar térmica y fotovoltaica, de cara a la autosuficiencia energética. En este sentido, el Museo se convierte en un referente sobre la aplicación de las últimas propuestas cerámicas de I+D en materia de domótica, fachadas ventiladas como soporte de placas fotovoltáicas, o suelos flotantes para las instalaciones eléctricas, informáticas, etc.

En definitiva, la segunda fase permitirá crecer en espacio y con ello optimizar las misiones fundamentales del Museo que, en su vocación de servicio a la sociedad, son conservar, investigar y difundir los bienes culturales que le son propios, es decir, los azulejos y su historia.


[+] Ir al archivo de noticias